Robots submarinos y su carga útil para la investigación científica.

20 de enero del 2019

EnvirosenseEl Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo para la Agricultura y la Alimentación ( IMIDA ) organizó la XVII Conferencia de la Asociación Española de Teledetección en la ciudad de Murcia. La conferencia reunió a más de 170 expertos en observación de la Tierra mediante el uso de satélites, drones, ROV y sensores de vanguardia de todo el mundo. Estos expertos presentaron más de 119 artículos científicos, incluido el estudio sobre el Mar Menor realizado por el GIS y el Grupo de Teledetección ( SIGyT ) de IMIDA.

El Mar Menor es una laguna de agua salada en el sureste de España, separada del Mar Mediterráneo por un banco de arena de 21 kilómetros de largo. Cuatro canales conectan ambos mares, regulando la salinidad y la temperatura de la laguna y permitiendo el intercambio de vida marina. Del estudio realizado por SIGyT, queda claro que Las Encañizadas, el más importante de estos canales, está desapareciendo.

Las Encañizadas es un área que se extiende desde el punto más al norte de La Manga y corresponde a unas 220 hectáreas de la superficie del parque natural Las Salinas y Arenales en San Pedro del Pinatar. “Ha pasado una década desde que se actualizaron los mapas de Las Encañizadas, principalmente debido al difícil acceso al área”, explicó Manuel Erena, director de SIGyT-IMIDA durante su presentación del estudio en la conferencia.

Con la ayuda de imágenes por satélite, drones aéreos y  un nuevo sistema para la evaluación de la calidad de las aguas, Envirosense, desarrollado por Nido Robotics, los científicos del SIGyT han realizado estudios exhaustivos del área, que han permitido analizar el estado de Las Encañizadas. Los resultados muestran que Las Encañizadas se ha reducido en un 80% a lo largo de ocho años. “Desde 2009, ha pasado de un ancho de entrada de 540 metros a 120 metros. En cuanto a la profundidad del canal, ha pasado de un calado de 70 centímetros a solo 25 ", dijo el investigador del IMIDA.  De acuerdo con los resultados del análisis, los depósitos más significativos tuvieron lugar durante una tormenta de invierno masiva en diciembre de 2016. Las fuertes lluvias y el fuerte viento del este movieron grandes cantidades de arena desde la cercana playa de la Llana de San Javier.

Con la ayuda de un sistema de sensores llamado 'Envirosense', desarrollado específicamente por Nido Robotics para este estudio, se ha podido registrar la evolución de los niveles de varios parámetros como la temperatura, la salinidad, el oxígeno disuelto, el ph o la concentración de clorofila.

La concentración de clorofila es un indicador de la proliferación de algas, y demasiadas algas hacen que el agua se enturbie con un tono verdoso. De acuerdo con las regulaciones pertinentes, los niveles de clorofila no deben superar los 5 miligramos / litro para prevenir un estado eutrófico, que es cuando hay un exceso de nutrientes.
Respecto al color verde del Mar Menor, Manuel Erena destaca que "el pigmento verde se debe a la clorofila, pero eso no significa que el agua no sea saludable, solo que hay grandes cantidades de nutrientes que llegan a la laguna".

Ingeniería de última generación “low cost”

Hay algunos robots submarinos actualmente en el mercado, pero estos tienden a ser muy parecidos a los juguetes o demasiado caros para muchas aplicaciones. En Nido Robotics reconocimos la necesidad de herramientas profesionales que sean fáciles de usar y accesibles, que permita realizar trabajos de inspección e investigación  manera más eficiente, sin riesgos para el personal y sin comprometer la calidad de los resultados.

 

Suscríbete a
nuestro blog

Entérate de lo último

Categorías